Review

Kirby: Star Allies

Lo fácil también puede ser divertido

LEVELUP

8.2

Bueno

PROS:

Atractivos gráficos y excelente dirección de arte

Buen diseño de niveles

El multijugador es divertido en el Modo Historia

Combinación de habilidades con aliados abre nuevas posibilidades

CONS:

La mayoría de las batallas contra jefes son repetitivas

Minijuegos simplones

Nintendo Switch tuvo un primer año con aclamadas y emocionantes exclusivas que le permitieron ganarse un lugar importante en el mercado. Naturalmente, Nintendo no quiere que este buen momento termine, por lo que decidió dar el banderazo inicial a su segundo año con Kirby: Star Allies, una nueva aventura desarrollada por HAL Laboratory.

Sin brillar de más en el catálogo de Nintendo para Switch, Kirby: Star Allies es una aventura divertida y entrañable que, gracias su atractivo apartado visual, mucha atención al detalle y un buen diseño que logra que la baja dificultad de sus niveles no represente un obstáculo para la diversión, se ganará un lugar en el corazón de los fans de la franquicia y los apasionados a los plataformeros de desplazamiento lateral .

Historia sencilla que complacerá a los fans

Kirby: Star Allies comienza con una cinemática en la que vemos que, en una galaxia lejana, habita un mago que resguarda un corazón oscuro. Un hechizo provoca que este sagrado objeto se haga pedazos que se distribuyen por el universo. Muchos de ellos caen en Dream Land, hogar de Kirby, King Dedede y compañía, por lo que algunos de sus habitantes fueron corrompidos por su oscuro poder. Por fortuna, Kirby no fue una de las víctimas y mientras dormía un corazón rosado tocó su mejilla. Al despertar, la bola rosada ve que unos Waddle Dee corren desesperados al castillo de King Dedede y se da cuenta de que algo no está bien, así que decide ir a investigar. Conforme progresan los niveles, Kirby descubre que detrás de estos corazones oscuros existe un culto que pone en peligro al mundo entero, por lo que se propone detenerlos.

Como ves, en muchos sentidos la historia de Kirby: Star Allies aparenta ser un simple pretexto para sacar a Kirby en una nueva aventura y justificar su habilidad de hacer amigos. No obstante, se trata de una serie de sucesos que, igual que los de entregas más recientes, expande un poco el lore del universo de Kirby. Ten en cuenta que HAL Laboratory está consciente de que no todos los jugadores prestan atención a la historia de esta franquicia, por lo que sólo le dedican el tiempo necesario. Así pues, aunque es sencilla, la trama en ningún momento se vuelve tediosa y así los jugadores tienen la opción de concentrarse en el gameplay.

Los amigos nunca habían sido tan necesarios

En Star Allies el sistema de juego sigue girando en torno a 2 conceptos: eres una bola rosada con la capacidad de volar y puedes absorber a los enemigos para apropiarte de sus poderes. De este modo, las principales novedades de Star Allies son la posibilidad de aliarte con los enemigos y las habilidades de amigos. La primera es una nueva mecánica de juego en la que Kirby puede arrojar un corazón a sus rivales para transformarlos en seres bondadosos y después formar un equipo con otros 3 individuos. Esto tiene varios objetivos: el primero es poder utilizar las habilidades de amigos, las cuales se activan en puntos determinados de los niveles para romper paredes, formar puentes o crear una poderosa nave en forma de estrella. Además, es posible combinar los poderes de Kirby con los de sus compañeros para resolver problemas o eliminar enemigos de manera más sencilla. Por último, tener aliados cerca de Kirby permite tener un respaldo de habilidades para absorber en el momento necesario.

Sobre la inteligencia artificial de los aliados en Kirby: Star Allies no tengo quejas mayores. En el momento de combinar habilidades tus aliados saben quiénes pueden hacerlo y sólo ellos reaccionarán a tu llamado. Cuando tu poder pueda combinarse con los de varios compañeros el juego le dará prioridad al que hayas conocido primero. Además, me sorprendió que resultaron ser guerreros competentes a la hora de pelear contra jefes, por lo que no hubo momentos en los que los sintiera como una carga. El único problema que encontré es que algunas ocasiones quería absorber a un enemigo y mis aliados lo interpretaban como una señal de guerra, por lo que corrían a eliminarlo. Por fortuna, era cuestión de adelantarme un poco y regresar para tener una segunda oportunidad de conseguir su poder.

Tus aliados te ayudarán a mejorar tus habilidades
Tus aliados te ayudarán a mejorar tus habilidades

El diseño de niveles de Kirby: Star Allies es sencillo, divertido y efectivo. Sus escenarios son lineales y para completarlos simplemente es necesario llegar del punto A al punto B. Lo interesante es que cuentan con varias puertas que te llevan a cuartos secretos en los que puedes conseguir recompensas ―como estampas que arman ilustraciones hechas por artistas que han trabajado en la serie― o abrir rutas secundarias en el mapa principal. Además, la mayoría de los escenarios están llenos de personalidad y cuentan con pequeños elementos que los hacen diferentes.

Una parte importante de la magia de los niveles se encuentra en que las habilidades abren un abanico de posibilidades que te lleva a experimentar. Por ejemplo, hay partes con pasto que esconden una puerta o algún premio; por mucho que lo intenté, la habilidad de absorción de Kirby no fue efectiva para quitarlo, por lo que fui obligado a analizar los alrededores en búsqueda de una solución. Así pues, al explorar un poco encontraré enemigos cuyas habilidades parecían tener potencial para ayudarme a cumplir la misión. Después de un poco de experimentación descubrí que el hielo y la electricidad no son efectivos, pero el fuego y las espadas, sí. El ejemplo es muy sencillo al presentar un problema que se soluciona con puro sentido común, sin embargo, los niveles de Star Allies presentan situaciones un poco más complejas e incluso hay casos donde te sorprenderá el impacto que tienen algunas habilidades en el ambiente.

Las distintas habilidades abren un abanico de posibilidades que te lleva a experimentar

Un punto a tener en cuenta es que no podrás completar el juego con Kirby solo y hay secciones donde es imprescindible que consigas aliados para progresar. La mayoría de las veces son situaciones que requieren 3 compañeros para usar las habilidades de amigo, pero también hay puertas que no podrás cruzar a menos que estés acompañado de otros personajes. Estas secciones obligatorias normalmente separan a Kirby y sus aliados para que cada uno explore una parte diferente de la zona y abra el camino al resto de los personajes. Se trata de una idea con resultados agridulces, ya que es divertido cuando lo juegas con otras personas, pero cuando estás con la inteligencia artificial es un elemento que se siente desangelado.

Uno de los detalles negativos de los niveles es que la mayoría de las batallas contra jefes y minijefes son ordinarias. Se trata de peleas que se sienten genéricas porque únicamente requieren que golpees sin descanso a los villanos. Si bien las primeras ocasiones son divertidas, después de un rato se vuelven tediosas y repetitivas.

Kirby: Star Allies cuenta con 4 mundos principales que se reparten 40 niveles, los cuales están conectados por medio de un overworld que da libertad a los jugadores, pero ofrece poco a quienes se aventuran. Mi impresión inicial fue que se trataba de mundos atractivos que me recompensarían con sustanciosas sorpresas, pero en su lugar encontré zonas muy bonitas que sólo esconden unas cuantas estrellas que te sirven para obtener vidas. Es imposible negar que se trata de una mejora considerable respecto a entregas pasadas, sin embargo, no puedo dejar de pensar que se trata de una oportunidad desperdiciada de hacer que su mundo se sintiera más grande y atractivo pese a que fue concebido como un juego lineal.

Prácticamente todos los modos de Kirby: Star Allies cuentan con opciones multijugador, pero en la campaña realmente brilla esta característica. Se trata de una experiencia que cambia considerablemente cuando juegas con amigos (sobre todo si te juntas con otras 3 personas), ya que la comunicación y la coordinación es importante. No me refiero a que sea un multijugador donde tengas que diseñar estrategias complejas, sino que es uno donde tú y tus amigos irán aprendiendo la función de cada habilidad y entenderán lo que tienen que hacer en cada caso. Dependiendo de la personalidad de tus compañeros esto puede tener 2 resultados: una experiencia donde la diversión sea el caos o una en la que lleguen al punto en que la comunicación verbal sea innecesaria para coordinarse y combinar habilidades.

La campaña de Kirby: Star Allies es un poco corta. Me tomó aproximadamente 7 horas completar todos los niveles y encontrar sus principales secretos. Lo bueno es que eso no es todo lo que ofrece, ya que presenta varios modos de juego que te harán volver a él una vez que lo hayas terminado.

Más allá de la campaña principal

Uno de los modos adicionales es ¡Todos con ????! y en él tienes la posibilidad de elegir a cualquiera de los aliados de Kirby para completar una serie de escenas que presentan elementos vistos en los 4 mundos, así como varias sorpresas. Lo que lo hace diferente es que cuenta con un cronómetro que medirá cuánto tardas en completar cada escena y todos los escenarios. Me pareció un modo divertido que da una nueva cara a Star Allies al obligarte a cambiar la habilidad y creo que tiene el potencial de convertirse en uno de los favoritos de los jugadores, ya que se divertirán buscando cuál es el mejor personaje y rompiendo los mejores tiempos de otros. Lo triste es que la comunidad tendrá que compartir sus récords por redes sociales o foros, ya que Star Allies carece de tablas de líderes.

The Arena, el modo boss endurance de entregas pasadas, también está de regreso a Kirby: Star Allies, pero con algunos cambios. En primer lugar, ahora es conocido como El Dilema del Guerrero y una vez que los desbloquees podrás enfrentar a una cantidad determinada de jefes en 7 niveles de dificultad. No te dejes engañar, si bien las batallas contra jefes son sencillas en la campaña, el hecho de que tengas que superarlas todas sin morir hace que, en sus dificultades más altas, El Dilema del Guerrero sea un verdadero reto donde harás todo lo posible para evitar ser golpeado. Uno de sus atractivos es un sistema de puntuación para competir con otros jugadores, además de que quienes lo completen serán recompensados con piezas de ilustraciones.

Todo juego de Kirby debe tener minijuegos y Kirby: Star Allies no es la excepción, el problema es que su oferta es muy pobre, simplona y, francamente, me pareció aburrida. Durante mi tiempo con Kirby: Star Allies sólo los inicié en 2 ocasiones ―para probarlos solo y después jugarlos con amigos― y dudo mucho volver a hacerlo. Creo que su problema se encuentra en que pecan de sencillos y que no existe algún elemento de interacción real entre los usuarios que motive la competitividad. Cada jugador hace lo suyo y al final sólo espera haber sido el mejor de los 4, pero déjame detallarlos para que sepas de qué estoy hablando. El primero es Duelo de Hachas, el cual consiste en talar un árbol lo más rápido posible y esquivar las orugas y los Gordos que se encuentran en él. El minijuego cuenta con 2 esquemas de control: el primero es el tradicional, con el cual usas el stick análogo para mover a Kirby de lado a lado y presionas A para talar. La segunda opción es usar controles de movimiento y la única diferencia es que para cortar con el hacha debes mover el Joy-Con.

El segundo minijuego es Batazo Estelar Heroico, donde tu objetivo es usar un bat para salvar el planeta de un meteorito que se acerca a destruirlo. Así pues, tendrás que presionar A cuando la barra de poder de Kirby esté al máximo y después mover el Joy-Con para alejar el meteorito. El ganador será quien lo mande a volar a una mayor distancia.

¡Mueve tu JoyCon y salva al mundo!
¡Mueve tu JoyCon y salva al mundo!

Dulces para los ojos

En tema de presentación, Kirby: Star Allies tiene el refinado sello Nintendo, por lo que puedes esperar una espléndida dirección de arte que pone mucha atención al detalle con pequeñeces como que el atuendo de Kirby cambia dependiendo de si está nadando o buceando o que los personajes queden llenos de pintura después de ser atacados por un enemigo específico.

Kirby: Star Allies es la primera entrega principal de Kirby para una consola de alta definición, por lo que hay un mundo de diferencia entre el aspecto de esta entrega y el de los títulos para 3DS o Kirby Return to Dream Land. Uno de los elementos que ayuda a lograr esto es su nuevo sistema de iluminación que hace que los escenarios, los modelos de los personajes y las texturas en alta definición luzcan más vivos. El detalle negativo de su apartado gráfico es que corre a una tasa de 30 cuadros por segundo, sin embargo, creo que fue un sacrifico que valió la pena —si permitió que luciera así el apartado visual—.

Por otra parte, la banda sonora de Kirby: Star Allies está conformada por nuevos temas pegadizos y arreglos de canciones que a estas alturas son inseparables de la franquicia. Como resultado tenemos un paquete que, si bien tiene un par de temas olvidables, en su mayoría presenta buenas canciones que inmediatamente te contagian la dulzura del mundo de Kirby. La cereza en el pastel es la celebración de la historia de la franquicia al musicalizar algunas zonas secretas con las versiones originales de temas de la banda sonora de entregas pasadas.

Otro acierto de Kirby: Star Allies es que hace uso efectivo de las características únicas de Nintendo Switch. Así pues, es un juego que puedes disfrutar sin problemas en modo portátil y que aprovecha el modo televisor para hacer lucir sus gráficos. Además, tiene un esquema de control simple que hace que el multijugador se disfrute cómodamente en cualquier lugar con los Joy-Con divididos.

Un buen inicio de la historia de Kirby en Nintendo Switch

Kirby: Star Allies está lejos de ser el mejor juego del género en Nintendo Switch y no representa el salto que series como The Legend of Zelda y Super Mario Bros. dieron en su llegada a esta nueva generación. No obstante, los mejores elementos de la serie brillan en él, por lo que es difícil no considerarlo una de sus entregas más destacadas y un buen inicio de la franquicia en la nueva consola de Nintendo.

Estamos hablando de un juego que, sin duda, es recomendable, en especial para aquellos que buscan una experiencia divertida con poco reto o para quienes disfrutan los juegos que presentan coleccionables que no son imposibles de encontrar. Además, la oferta multijugador de su campaña es ideal para pasar un buen rato con personas que nunca han tocado un videojuego, ya sea tu familia, un grupo de amigos, tu pareja o niños pequeños. Si aún no estás seguro de que se trata un juego para ti, te recomiendo que descargues su demo de la eShop y lo descubras. Ten en cuenta que se trata de una versión muy básica con solo 2 escenarios, pero son suficientes para que te des una idea de la esencia de Kirby: Star Allies.

¿QUÉ TE PARECIÓ Kirby: Star Allies

?

12 Usuarios han calificado este juego. Danos tu opinión.

12 Usuarios han calificado este juego.

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Muy malo

Malo

Regular

Bueno

Excelente

Épico

TU CALIFICACIÓN

Eliminar

CALIFICACIÓN DE USUARIOS

Ver Reseñas

8.3

TU CALIFICACIÓN HA SIDO PUBLICADA. ¿DESEAS DEJAR UNA RESEÑA DE ÉSTE JUEGO?

Deja tu comentario

 
 
  • Mejores

  • Nuevos